Piden vacunar a operadores de transporte público para reducir contagios

Comparte:

• Suman decenas de muertes en rutas de transporte público del Estado de México por falta de una protección real y eficiente de operadores

TLALNEPANTLA, México, 27 de Enero de 2021.- Entre noviembre del 2020 y lo que va del actual mes de enero, la Ruta 26 Autotransportes Integrales del Estado de México, registra 20 decesos de operadores, despachadores y concesionarios por COVID-19, informó el presidente de esa agrupación, Jorge Espinosa Nolasco, quien estableció que es urgente considerar a los operadores de unidades de transporte público en la primera etapa de la Estrategia Nacional de Vacunación contra la enfermedad causada por el coronavirus SARS-CoV-2.

Espinosa Nolasco apuntó que solamente la Ruta 26 cuenta con 586 unidades, entre vagonetas, microbuses y autobuses, además de 60 taxis, en la zona de Tlalnepantla, Atizapán y Tultitlán, cuyos operadores entran en contacto diariamente con miles de mexiquenses y habitantes de la Ciudad de México, por lo que, de no protegerlos con la vacuna anti COVID-19, se convierten en potenciales focos de contagio, lo que pone en riesgo la vida de miles de personas, y la suya propia.

“Lo que nosotros estamos solicitando no son canonjías, privilegios; lo que nosotros estamos alertando es que la protección de los operadores del transporte público es muy importante si se desea verdaderamente frenar los contagios de COVID-19”, puntualizó.

Lamentó las pérdidas humanas que el sector del transporte registra, en todas las organizaciones y rutas del Estado de México y del país en general, pero advirtió que es todavía más preocupante pensar en que los propios transportistas estén convirtiéndose en factor de riesgo de contagio.

“Hemos hecho un esfuerzo importante en medidas de prevención; hemos adquirido –con recursos propios—cubrebocas, gel antibacterial y mascarillas que entregamos continuamente a nuestros operadores; compramos equipos para desinfección de las unidades y se utilizan todos los días antes de que salgan a las calles a trabajar, pero eso no ha sido suficiente para frenar los contagios entre nuestros compañeros y muy probablemente entre el público al que servimos”, apuntó.

Consideró que vacunar contra COVID-19 a todos los operadores del servicio público de transporte sería una medida que verdaderamente podría impactar en el objetivo de reducir los contagios, por lo que llamó a las autoridades federales y estatales de Salud, Movilidad y Gobierno a estudiar en serio esta propuesta y avanzar en esa posibilidad.

“Es a favor de muchas personas, no son solo nuestros operadores, son millones de personas que suben y bajan todos los días de los autobuses, microbuses, vagonetas y taxis. Si frenamos ahí los contagios, estoy seguro que contribuiríamos a detener el avance de esta pandemia que tanto daño está haciendo a nuestra sociedad”, argumentó Jorge Espinoza Nolasco, presidente de Ruta 26.

Finalmente, el presidente de la Ruta 26 reconoció que por cada uno de los transportistas fallecidos por COVID-19 en el último mes podrían ser decenas de los ciudadanos –usuarios del servicio—que hayan enfermado e incluso perdido la vida, por lo que dijo que la propuesta de vacunar lo antes posible a los operadores de autobuses, vagonetas, microbuses y taxis es realmente un asunto de “seguridad sanitaria” que podría lograr un impacto muy importante en la reducción del ritmo de contagios.

“Cada operador de transporte público está todos los días en contacto con más gente que cualquier médico, que cualquier enfermera, que cualquier profesor, por lo que protegerlos es proteger a miles de ciudadanos que actualmente están en evidente riesgo”, concluyó.


Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *