Los camioneros no quieren reglas; se manifiestan y desquician Toluca.

Comparte:

Por: Melina León Domínguez

 

Toluca, México, 14 de marzo de 2016.- Como si el daño que le hacen al Valle de Toluca todos los días no fuera suficiente,  alrededor de mil operadores de camiones urbanos y suburbanos de transporte público, aquellos de los que tanto nos quejamos los ciudadanos, se manifestaron como forma de presión a las reformas al transporte público de pasajeros que emprende el gobierno del Estado de México

Los transportistas marcharon del Monumento a la Bandera hasta el centro de esta ciudad, provocando un caos vial, por lo que ellos consideran atropellos por parte de la secretaría de movilidad. Los conductores de camiones se hicieron acompañar de payasos y vendedores ambulantes, que cerraron calles y causaron serias afectaciones a miles de ciudadanos.

La queja de los operadores se debe al reordenamiento del transporte público que emprende la Secretaría de Movilidad del Estado de México en la ciudad de Toluca y que en sus primeros días ha retirado de circulación varios camiones ilegales de alrededor de treinta diferentes empresas.

Gracias a los operativos, la semana pasada la capital mexiquense se observó  menos saturada de unidades de transporte público, lo cual no gusta a los transportistas que el día de hoy desafiaron a la autoridad y pidieron la destitución de varios servidores públicos de la Secretaría de Movilidad como Víctor Legorreta Vargas, Director de movilidad en la región de Toluca,   y  la del propio secretario Isidro Pastor Medrano, quien impulsa el reordenamiento del transporte.

Los operadores de la unidades retiradas de circulación aseguran que se encuentran en una situación crítica porque llevan días sin trabajar.  Aurelio Hernández, chofer de la línea Adolfo López Mateos, manifestó que tienen una semana sin trabajo, con las unidades detenidas, y por tal motivo no tienen como llevar comida a sus familias.

Operadores de otras líneas se quejaron  de multas e infracciones que antes no les ponían. Y aunque parezca broma, aseguran que el transporte público es respetuoso del peatón y de las reglas de tránsito, por lo que no merece que se le sancione. Afirman no estar en contra del reordenamiento,  mientras no se afecte a su trabajo.  Es decir, mientras se les permita funcionar como hasta ahora, sin organización, sin cortesía, sin la más mínima calidad.

Los operadores del transporte público en su manifestación.
Los operadores del transporte público en su manifestación. (Fotos: Juan Hernández)

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *