Columna AL TANTO… Entre la decisión política y la reivindicación de la mujer

Comparte:
  •  
  • 13
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    13
    Shares

Columna AL TANTO… Entre la decisión política y la reivindicación de la mujer

José Antonio Ortega

Enferma pero con esperanza, la patria recibe al mes de marzo. Con una estrategia de vacunación que avanza a paso lento. Las vacunas van llegando de a poco. Su retraso modifica plazos establecidos. Ajusta las etapas del calendario. No obstante, con todo y sus asegunes, la Campaña Nacional de Vacunación se mueve.

México vislumbra la luz al final del túnel. El amanecer de una noche interminable. Continúa la batalla frontal a la pandemia. El coronavirus no cede. El SARS-Cov-2 permanece entre nosotros. Su saldo alcanza tintes de tragedia. Las cifras oficiales rondan los 219 mil decesos. Los más de dos millones de contagios.

Imagen de Angelo Esslinger en Pixabay

Con su llegada, marzo deja atrás la estela de muerte de enero y febrero. El semáforo de riesgo epidemiológico cambia de color. Ninguna entidad en rojo. La república transita del riesgo máximo, al riesgo alto y medio. Amarillo y naranja son los colores que viste. Chiapas y Campeche en bajo riesgo de contagio. El verde es vida.

Transcurren los últimos días del invierno. Las ciudades se mueven. La gente intenta retomar su ritmo de vida. Pero no es una tarea sencilla. Lejanos se ven todavía los días de antaño. Lo saben las niñas y los niños. Los adolescentes. Los padres de familia y maestros. Quienes ven transcurrir los días frente al televisor. Aprende en casa.

El ciclo escolar se mantiene como empezó. Con clases a distancia, desde el hogar. Sin la hora del recreo. Sin el compañerismo que une a los estudiantes. La ausencia y la añoranza van de la mano. Los más afortunados se comunican por video llamada de WhatsApp. Se reúnen en Zoom.

Los menos -que son los más- sin acceso a internet, aguardan. Esperan que todo esto pase. El regreso a su escuela, a su salón de clases. No será en el corto plazo ni pronto. No en una patria enferma, que recibe con esperanza al mes de marzo. A pesar de todo y de todos.

Mientras tanto…

En nuestro México lindo y querido donde –hoy en día- todo pasa por lo electoral. La agenda política se nutre ya con marchas y plantones.  Ya con amagos de desafuero o revisión de candidaturas. Arden las redes sociales. Anuncian los acontecimientos por venir. Anticipan los hechos que marcarán los tiempos del porvenir.

Convocatorias van y vienen. Llenan el espacio virtual. Los colectivos feministas arengan a tomar las calles. Alzarán la voz una vez más. Harán sentir su fuerza. Exigirán que se reivindiquen sus demandas, otra vez. Equidad y paridad de género. Alto al acoso y la violación. Justicia y castigo a feminicidas.

Allá en Tamaulipas las cosas no van bien. Su gobernador está bajo acoso. La Fiscalía General de la República (FGR) pide su cabeza. Lo acusa de delincuencia organizada, lavado de dinero y defraudación fiscal. Pide su desafuero. Francisco Javier García Cabeza de Vaca revira

Gobernador de Tamaulipas Francisco Javier Cabeza de Vaca: en la mira de la justicia.

y acusa a la Federación de fabricar delitos.

Es una persecución política, argumenta. Convoca a una marcha a la que acuden cientos de ciudadanos. “Con Tamaulipas no se juega” y “Estamos con nuestro Gobernador”. Muestra músculo. Es un litigio que apenas comienza. El principio de un proceso legal que nace politizado.

Acá de este lado, en el Estado de México, la agenda es otra. Todo parece caminar en orden. El mes comienza con festejos y ceremonias. Se conmemora el 197 aniversario de su fundación. Se entrega la Presea “Estado de México”. Ceremonial y protocolo para el máximo galardón público que reconoce la trayectoria individual o colectiva.

La Universidad Autónoma del Estado de México, se coloca en el centro de atención. Inicia la carrera sucesoria por la Rectoría. El cuarto y último informe del rector Alfredo Barrera Baca es el banderazo de salida. Todo indica que sólo participarán una mujer y dos hombres.

Tres distinguidos universitarios en un ejercicio inédito. Por vez primera se abre el espacio a la participación de la mujer. Se sienta un sano precedente con la desaparición del aspirante único. Figura política que nos remite al candidato de unidad, tan socorrido en los partidos políticos. El espacio universitario se colocará en el centro de la noticia.

 Por lo tanto…

Habrá que estar atentos a lo que nos depara el mes de marzo. Observar detenidamente el tablero político. El movimiento de las piezas, en sus primeros días. La engañifa y el gatopardismo de Morena. La estulticia con la que se conduce su dirigencia nacional.

En el caso de Tamaulipas conviene mirar las cosas serenamente. Analizar la controversia legal que genera la FGR. Es claro que no habrá acción legal contra el mandatario tamaulipeco. No por ahora, no mientras sea gobernador. Es evidente que en el fondo subyace una estrategia electoral. Un ardid para debilitar a su partido. Para restarle votos en la elección que se avecina.

En el terreno universitario se aconseja prudencia. Impedir que el proceso sucesorio se contamine. Evitar la injerencia desde las alturas del poder. La Máxima Casa de estudios no debe ser botín político de nadie. El proceso electoral en curso camina por otra vía. Nada tiene que ver con la función social de la universidad.


Comparte:
  •  
  • 13
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    13
    Shares

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *