En Salario Rosa por todas las regiones del Edomex

*El programa contempla el desarrollo integral de la mujer mexiquense, no sólo se trata de apoyo económico.

Reporte de: América Juárez Bernabé/Apocaliptic.com
Fotos: Darío Rocha Priego/Apocaliptic.com

Otzolotepec, México, 26 de febrero de 2018.- En las últimas semanas el gobernador mexiquense, Alfredo del Mazo Maza, ha realizado una intensa gira por prácticamente todas las regiones de la entidad para hacer entrega de las tarjetas del Programa “Familias fuertes. Salario Rosa”, el cual además de ofrecer un apoyo económico para reconocer la labor de las amas de casa, también busca junto a otros programas empoderen a la mujer, como una forma de garantizar el desarrollo de toda la familia.

Apocaliptic.com, se ha dado a la labor de entrevistar a las mujeres beneficiadas, para conocer su opinión de lo que significa para ellas este programa, en qué piensan invertir el dinero que recibirán y de qué otros programas piensan solicitar el apoyo. Con varias de ellas, nos hemos propuesto dar un seguimiento del programa para conocer cómo logran o no impulsar a sus familias haciéndose acompañar del resto de los programas, que en su conjunto tienen el objetivo de empoderar a la mujer.

Antes de iniciar, le recordamos al lector que este programa se ha anunciado estará de forma permanente durante toda la administración de Alfredo del Mazo Maza, y que consiste en recibir vía transferencia bancaria con la tarjeta “Salario Rosa”, un total de 2 mil 400 pesos de forma bimestral, para aproximadamente cada una de las 35 mil mujeres beneficiadas en una primera fase, de las más de 200 mil registradas, según datos de la Comisión Estatal de la Mujer y Bienestar Social del gobierno mexiquense.

Los otros programas de desarrollo social que acompañarán al “Salario Rosa” serán:

  1. Vinculación para que concluyan sus estudios.
  2. Acceso gratuito a capacitación para el autoempleo.
  3. Acceso a proyectos de emprendimiento.
  4. Apoyo y vinculación a proyectos productivos.
  5. Pláticas y talleres preventivos de la violencia de género.
  6. Atención psicológica y legal en el 01 800 1084 053

Es de destacar que a la pregunta de en qué gastarán su “Salario Rosa”, en todos los casos las mujeres beneficiadas “sin pensarlo un instante”, han respondido que gastarán su dinero en la educación de sus hijos. En lo que respecta a la percepción del programa, señalaron como “muy bueno” porque por primera vez alguien reconoce su trabajo, que en muchas ocasiones es “invisible”, y ni si quiera se los agradece su propia familia, y una que otra coincide que el programa debe ser más vigilado por el gobierno para verificar que sea bien utilizado.

Aunado a ello, reconocen que quedarse en casa por cuidar a los hijos les hace renunciar a la oportunidad de trabajar, pero son conscientes que con su trabajo desde el hogar aportan a la economía familiar. Y que con este programa de “Salario Rosa” es un apoyo necesario y una oportunidad para avanzar con sus familias, siempre y cuando sepan aprovecharlo al máximo.

“El Salario rosa, está muy bien, yo no tengo ningún programa de apoyo, y este será una gran ayuda, porque nosotras también ayudamos a la economía, y que bueno que el gobierno nos reconozca esto que hacemos en casa, un apoyo porque nos sirve a nosotras que somos los que menos tenemos”. Sra, Mónica de Paso Acevedo de Villa de Allende.

“Esta bien el programa, mientras lo sepamos aprovechar. He visto con otros apoyos que se lo dan a la gente, pero ellos no lo destinan para lo que es, para lo que te lo dan. He visto, por ejemplo, que nos dan para pie de casa, y la gente en vez de aprovecharlo vende el material y no lo aprovechan cuando se supone que es para mejorar, no es para estar peor, o quedarse donde uno está, por eso yo creo que deberían vigilar más que los programas se destinen más para lo que son…El dinero que me van a dar es para la educación de mis hijos”. Sra. Antonia Díaz García de Amanalco de Becerra.

“El programa está super para nosotras las mujeres que no tenemos oportunidad de salir a trabajar por nuestros niños. Este programa nos regresa algo de lo que nosotros damos desde casa a la economía de la familia”. Sra. Ana de Monte Alto de Valle de Bravo.

“La tarjeta está bien, porque es un apoyo para amas de casa para que progresemos. Yo soy mazahua y bordo bolsas, carpetas y las vendo en ferias y voy a ver si me ayudan más con el programa, porque mi dinero del salario rosa es para mi casa y lo que necesite porque mi esposo no gana muy bien”. Sra. Nereida Peña Martínez de San Antonio de la Laguna, Donato Guerra.

“De maravilla el programa, es un apoyo que nadie nos había dado. Voy a seguir estudiando y seguir aprendiendo oficios para poder ayudar a nuestra familia, es lo que necesitábamos en mi comunidad”. Sra. Otilia Salinas Ortiz de Sultepec.

“Este programa nos está tomando en cuenta por primera vez, a veces ni nuestra familia nos da las gracias; este programa está siendo para la gente que realmente lo necesita, es un apoyo para seguir adelante, nos alienta a seguir”. Sra. Estefanía Velazquez de Tejupilco.

“Me parece muy bien el programa, muchas no tenemos las posibilidades de salir a trabajar. Pero me quedo pensando yo sola me platico y me digo: si nos van a dar despensas o lo que sea, que realmente sea productivo. Cuando veo pasar el carro de la basura y veo gente que tira productos que vienen en la despensa que les dan, me da coraje que lo desperdicien… yo creo que deberían ser más vigilados los programas. Una compañera, le dieron el de piso firme y vendió el material en vez de aprovecharlo para mejorar su casa que porque necesitaba más el dinero que el material, pero yo digo que el programa debe ser aplicado para lo que es y debe ser… voy a ver si puedo ayudar a mis hijas que son madres solteras a que sigan estudiando… y ahora sí, que no digan que la tarjeta rosa eran de cartón, y que las iban a tirar porque eso no es así, aquí está mi tarjeta y tiene chip”. Sra. Silvia González Sánchez de Coatepec Harinas.

En cada una de las regiones, el gobernador del Estado de México, Alfredo del Mazo, les ha mostrado un video con testimonios de varias mujeres que accedieron al programa, al término de la transmisión, ha enfatizado en su discurso que este programa es único, porque reconoce por primera vez a la mujer como agente de cambio desde el seno familiar, porque el apoyo económico que se les dará de forma permanente es porque “las mujeres son más responsables, y saben dónde invertir y hacer rendir el dinero, un dinero que siempre gastarán en la familia”.

Ahora, habrá que dar seguimiento a estas mujeres beneficiadas con este programa para poder corroborar si realmente logran elevar la calidad de vida en sus hogares y qué tanto estarán involucrándose en el resto de los programas que integran el programa “Familias fuertes. Salario rosa”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*