Países escandinavos suspenden vacuna de Moderna en jóvenes, por graves afecciones al corazón

Comparte:

Javier Garcin/Apocaliptic.com

6 de octubre 2021.- De forma coordinada varios países escandinavos suspendieron la aplicación de la vacuna de Moderna contra el COVID-19, particularmente en jóvenes, tras multiplicarse las evidencias que sugieren posibles efectos adversos graves, como miocarditis y pericarditis.

En el caso de Suecia y Noruega, se suspendió de forma definitiva su aplicación en menores de 30 años, mientras que en Dinamarca, la limitante se estableció en 18 años.

Se espera que el día de mañana Finlandia también emita una postura al respecto, pues de igual forma habrían pasado a una fase de revisión, tras incrementarse el número de casos de afecciones al corazón; informó la doctora Hanna Nohynek, médico jefe del Instituto Finlandés de Salud y Bienestar.

En el caso de la Agencia Noruega de Medicamentos, se informó que hasta el 28 de septiembre se habían registrado 254 casos de inflamación del corazón en ciudadanos noruegos vacunados; una cifra mayor a las muertes totales por Covid-19 durante 2021 en este país.

Uno de los estudios determinantes para esta decisión, fue el elaborado por la Agencia de Salud Pública de Suecia que concluyó “un mayor riesgo de efectos secundarios como la inflamación del músculo cardíaco o del pericardio”.

Este estudio, coincide con otros que se habían llevado a cabo recientemente, y aunque la posibilidad de que se presente este efecto adverso es escasa, de acuerdo con los cálculos de investigaciones científicas, como una llevada a cabo por investigadores de la Universidad de California, es todavía más escasa aún la posibilidad de hospitalización, en personas sanas en este rango de edad; es decir, sería mayor el riesgo por la vacuna, que el del virus en sí.

Concretamente, los citados investigadores concluyeron que con esta incidencia de un caso por cada 10 mil dosis, son seis veces más las posibilidades de sufrir miocarditis por la vacuna en jóvenes sanos, que padecer hospitalización por Covid-19.

Cabe señalar, que este estudio se basó en datos del VAERS, el sistema de reportes de efectos adversos por las vacunas en EEUU; no obstante que de acuerdo a reportes de países como Israel, que están aplicando también vacunas mRNA, en este caso Pfizer, en base a su registro oficial, la incidencia sería aún mayor, concretamente un caso por cada 6,700 dosis para jóvenes de hasta 19 años; mientras que en masculinos de 16 a 24 años, la incidencia sería de un caso por cada 4,500 dosis.

Ante la creciente preocupación de los efectos adversos en el corazón en jóvenes por la vacunación mRNA, la FDA también ordenó realizar una investigación más amplia, para considerar también a la población infantil, que ya está siendo sometida a la vacunación mRNA en dicho país; de acuerdo con el informe oficial, el estudio durará al menos hasta 2027.


Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *